Nombre: Gastón
Ubicación: Miraflores, Lima, Peru

martes, 23 de diciembre de 2008

Se acaba, se acaba el 2008

Y ya estamos aquí, acabando la última semana del año, y como es costumbre, viene el balance de lo que los últimos 12 meses nos han dejado. Matrimonios, nacimientos, viajes, anillos, amigos y desconocidos, todos metidos en 12 meses nada más. La verdad es que me gustaría hacer algo más ordenado, del tipo las notas que publicamos en los noticieros, con orden cronológico y de importancia. Pero seamos un poquitín anarquistas y veamos cómo va saliendo es te recuento.


Mis vacaciones de verano se vieron interrumpidas súbitamente cuando, por necesidades de cobertura, debí entrevistar en vivo y en inglés a la banda Deep Purple. Lo emocionante del asunto fue que Lorena participó junto conmigo, como traductora simultánea del inglés de mío. Y si de entrevistas hablamos, este 2008 me deja la felicidad de haber podido cumplir uno de mis sueños de niño, porque aunque suene simple, siempre quise conocer al Chavo del 8, y tuve la oportunidad. Darle la mano y compartir y unos minutos con don Roberto fue más de lo que hubiera pedido en mis más locas alucinadas infantiles, es más, estaba en la misma categoría de fabricar mi propia máquina del tiempo... pero en fin. Siguiendo con las entrevistas que se me pusieron por delante, Vicentico fue mi gran decepción. El concierto estuvo realmente increible, pero el fulano que tenía delante en la entervista era cualquier cosa menos el hombre sencillo y sensible que yo imaginaba proyectado en canciones como "Padre Nuestro" o "Calaveras y Diablitos". En fin.


El 2008 dejó mejores recuerdos. El teatro, por ejemplo. El 11 y 12 de Chespirito, para empezar. Y si nos ponemos elegantes, por primera vez vi una obra de Shakespeare en teatro. La puesta se llamaba "Noche de tontos", luego averiguando resultó ser la primera comedia del inglés, y para mi archisorpresa, descubrí de donde Chespirito (Shakespeare chiquito al fin y al cabo) sacaba sus ideas. Me di el gusto también -siempre con Lo- de vestirme de largo y, como bueno, beber champán viendo a Juan Diego Flores en la ópera; Rigoletto y la dona e mobile nunca serán lo mismo en el youtube. Palabrita.


A nivel salud, a ver... Hum, ah sí, me rompí los ligamentos de un pie, 15 días de para usando muletas y engreidísimo. También fui a tratarme de esa molesta gastritis que me atormentaba, hoy ya menos, pero que nunca me deja en paz del todo. Punto a favor de mi salud. Mi madre tuvo lo que ella denominó "un pequeño infarto", pero sobrevivió, aunque del susto casi nos mata a nosotros.

Mi último hermano se casó en pleno verano, y la revolución familiar fue la coprensible. En agosto se ganó una beca al igual con su esposay ahora los tenemos a ambos a punto de pasar su primera verdadera blanca Navidad, en Barcelona. Para evitar el extrañar, el skype y el ikariam obran maravillas. Y mi otro broster se me casó también a mitad del año, es más, resulté siendo padrino del que va a ser ahora mi primer sobrino.


Así que con tanto ensayo de matrimonio y sobrinismo, quedaba ya todo en limpio para que yo me case. El evento más importante de mi vida, y como soy así neura, pues lo dejo allí. Parece un sueño, pero hasta lista de novios hay, figúrate Lucas. Y es que conforme vamos avanzando en la vida, ya con "los muchachos" los temas de conversación van variando de las terribles dudas sobre si Superman vencería a Spiderman, hacia las ventajas de sacar un crédito hipotecrio a 20 años o tener tu fondo de pensiones en tipo 2 o 3.


Pero el golpe de vejez lo recibí cortesía de la muerte de Gary Gygax, el creador de D&D mi psatiempo favorito por muchos años nos dejó, al igual que yo dejé mis dados hace tiempo. Esas cosas suelen pasar.

Finalmente cedí al impulso de hacerme un Facebook, y me resulta más fácil estar en contacto con mis amigos, y hasta con mis primos, todo un descubrimiento, la verdad. Aunque la policía dice que es la mejor herrmienta para los secuestradores.

Y hablando de PNP, ingresé al maravilloso mundo de los que tienen que pedir garantías pa su casita y la familia. Bien emocionante, con llamaditas, visitas a la comisaría, la Dirincri y toda la parafernalia. Me sentí casi casi digno de aparecer entrevistado por la Cabrejos en esa abominación que tiene en las noches.

Viajé. Como bueno. Los viajes que más me gustaron fue una expedición a ceja de selva, tipo Oxapampa, con un trekking (infernal) para conocer un árbol de 300 años de antiguedad... si decíamos dónde estaba con exactitud, ahorita sería un juego de sala de la feria de Villa EL Salvador. Y me di una paseada por Medellín. Qué ciudad tan bonita, visité elñ museo Botero y (como sale en mi FB) me tomé fotos con todas sus esculturas de bronce de sus gorditos, calata del espejo incluida, jajaja.

Con Lore (y Mumble, mi pinguino viajero) nos dimos una escapada a Trujillo y Chiclayo. Full huacas y pirámides. Casi caemos de mitra a la tumba (la firme) del señor de Sipán, por querer conseguir LA foto, y caminábamos por las cornisas de la huaca de la Luna para ahorrar tiempo... perdón tía Bákula. Una experiencia de esas que no se van a olvidar jamás.

Tampoco me olvidaré de mi viaje a Ayacucho, a Huanta y al corazón mismo de las tinieblas. Caminando entre roponcitos de bebés con agujeros de bala. Nunca me sentí preparado para poder entrevistar a una persona que llora abrazado a una pollera ensangrentada. Pero esas cosas pasan.

Por fortuna los amigos siempre van a estar allí para uno. Hacía tiempo que los vínculos no se fortalecían tanto, algunos casados, otros estólidamente solteros, todos viejos y niños a un tiempo. A ustedes, gente, las gracias de siempre por estar allí. Por cierto, The Big bang Theory, qué buena serie.

Bueno, se acaba el año, se acaba. Los últimos días los, paso trabajando como loquito para poder irme de vacaciones antes. El descanso lo ncesecito con urgencia. Me esperan las maravillosas playas del norte y días enteros y noches de estar tirado como un lagarto sin hacer nada, comiendo ceviche con Lo y poniéndole ganas a la vida.

Ya decía esa rica salsita, si el año pasado tuvimos problemas, tal vez este año tengamos más. Pero qué importa, ahora hay que disfrutar de la vida. Y para acabar, un clichecito:

Feliz año 2009!!!

Etiquetas: ,

9 Comments:

Blogger M. said...

Un año que ha tenido de todo en verdad. Mucha suerte en el próximo y mis mejores parabienes, como siempre.

5:27 p. m.  
Blogger Gastón said...

Así es, compadre. Y vaya preparando la piscina!

Que bajo el agua, la vida es más sabrosa

10:14 a. m.  
Blogger MARICHAN said...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

6:44 p. m.  
Blogger Héctor Danniel said...

Lista de novios ... chócala!

9:25 a. m.  
Blogger Gastón said...

Ese es mi ache de. En el dolor, hermanos, jajaja.

11:18 a. m.  
Blogger Selene said...

Son muchas cosas las que pasan en un año, pero muy pocas las que importan.
Feliz año!

6:43 p. m.  
Blogger MARICHAN said...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

9:46 p. m.  
Blogger MARICHAN said...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

8:23 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Gastón, en realidad no sé ni cómo diantres llegué a tu blog, pero me he reido con tus anécdotas. Un consejo: no dejes de escribir!
Ah y recuerdo tu entrevista a Vicentico...qué cagón!, pero así son las estrellas mejor mantenerlas en alto, que nos cautiven nos encanten...son bellas mientras las miramos...de ahí no sabemos más.
Suerte.
Ana

6:39 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home